jueves, octubre 6, 2022
jueves, octubre 6, 2022

Día del Nutricionista en Latinoamérica

Es en conmemoración del nacimiento del Dr. Pedro Escudero, médico argentino nacido en 1887, creador de la Asociación Argentina de Nutrición y Diabetología (1941) y de la cátedra de Cocina Dietoterápica (1945).

Desde 1974, el 11 de agosto se festeja el Día del Nutricionista, en toda Latinoamérica, en conmemoración del nacimiento del doctor Pedro Escudero, médico argentino, pionero de la nutrición.

La nutrición es uno de los pilares de la salud y el desarrollo. En personas de todas las edades, mantener una mejor nutrición permite reforzar el sistema inmunitario, contraer menos enfermedades y gozar de una salud más robusta.

Es la ciencia que estudia los procesos fisiológicos y metabólicos que, tras la ingesta de los alimentos, ocurren en el organismo.

Escudero describió, a principios del siglo XX, las cuatro leyes básicas de la alimentación orientada a una vida saludable: debe ser suficiente; completa, incluyendo todos los grupos de alimentos; armónica –proporcionada entre hidratos de carbono, proteínas y grasas- ; y adecuada a los gustos, la cultura y las posibilidades económicas de cada persona.

Los licenciados en Nutrición y los médicos nutricionistas hoy siguen los pasos de Escudero para disminuir los riesgos de padecer problemas cardíacos y otras enfermedades.

El mundo se encuentra ante una epidemia de obesidad que abarca a todos los estratos sociales, pero con un mayor incremento en las poblaciones de menos recursos. En la Argentina, según los datos de la Encuesta Nacional de Factores de Riesgo de 2013, las cifras de sobrepeso y obesidad han crecido significativamente: el 20% de los argentinos presenta obesidad, y 6 de cada 10 tienen sobrepeso.

La obesidad es un factor que aumenta el riesgo cardiovascular, especialmente cuando el tejido adiposo se localiza a nivel abdominal. La grasa visceral favorece el aumento del azúcar y los triglicéridos en la sangre, y también se asocia con un descenso del HDL (“colesterol bueno”), con la aparición de resistencia a la insulina y de hipertensión arterial.

La mejor estrategia para cuidar el corazón y bajar el riesgo de enfermedades metabólicas como la diabetes es mantener un peso adecuado, realizar actividad física regularmente y seguir un plan alimentario que incluya la combinación de verduras, frutas, legumbres, cereales integrales, lácteos descremados, carnes magras –especialmente pescado-, aceite de oliva y frutos secos.

Para lograr un peso adecuado es fundamental adoptar un hábito alimentario variado, que incluya todos los grupos de alimentos y contemple siempre el tamaño de la porción. La clave es que el plan se adapte a las necesidades y características de cada persona y, fundamentalmente, que pueda ser sostenido en el tiempo.

Sobre Pedro Escudero. Nació el 11 de agosto de 1887 en Buenos Aires. Cursó el secundario en el Colegio Nacional de Buenos Aires y fue alumno de Ángel Gallardo. En 1902 egresó de la Facultad de Ciencias sociales con Medalla de Honor; antes de recibirse desempeñó sus primeros cargos como Secretario del Círculo Médico Argentino.

Instaló un consultorio en Barracas al Norte donde ejerció durante 12 años. Se sintió tan honrado de haberlo concretado que en sus obras nombra con orgullo esta experiencia.

Fue Jefe de Servicio del Hospital Rawson durante 23 años desde 1905 y Jefe de Sala V del Hospital de Clínicas. Fue fundador y Director del Instituto Nacional de la Nutrición y fue el maestro de generaciones de médicos argentinos y latinoamericanos por lo que se lo considera también “el padre de la especialidad en América”. La creación del Instituto no fue ni la reproducción fiel ni el perfeccionamiento de algo existente, fue una verdadera creación en el sentido estricto de la palabra, que partió de una idea, de una inspiración, basada en profundos conocimientos médicos, biológicos, económicos y sociales impulsados por un elevado sentido humanitario, con un hondo contenido social y dirigido por una voluntad tenaz, férrea e incansable.

Su carrera académica fue brillante: presidente de la Asociación Médica Argentina (1919-1922, en dos períodos); profesor suplente de Clínica Médica y profesor titular en 1921, miembro titular de la Academia Nacional de Medicina en 1928; profesor fundador de la Cátedra de Nutrición. Más tarde fue designado miembro de la Comisión Permanente para el Estudio de la Alimentación del Hombre Enfermo, rama de la Asociación Internacional de los Hospitales con asiento en Bruselas. Durante su presidencia en la Asociación Médica Argentina, impulsó la creación de la Sociedad Argentina de Biología, dirigida por Bernardo Houssay.1​

Creó en 1941 la Asociación Argentina de Nutrición y Dietología, destinada a reunir a sus discípulos y a todos los interesados en el progreso de esta rama de la ciencia. En 1945 se crea, gracias a su impulso, la Cátedra de Cocina Dietoterápica.

Murió en Buenos Aires el 23 de enero de 1963.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas noticias