sábado, noviembre 27, 2021

Es San Expedito

Es el "santo popular de las causas justas y urgentes" cuya recordación es este domingo y hace 19 la iglesia católica lo retiró del martirologio romano

San Expedito fue un santo y mártir católico que habría vivido entre los siglos III y IV, siendo comandante de la Legión XII Fulminata del ejército romano, bajo el gobierno del emperador Diocleciano.

San Expedito fue beatificado en 1629 por el papa Urbano VIII, y fue canonizado por el papa Clemente X en 1671. Sin embargo, en el año 2001 fue retirado del martirologio romano, y desde esa fecha ya no es un santo avalado por la iglesia católica debido a la falta de pruebas sobre su existencia histórica. Este hecho no es impedimento para que se lo siga venerando, máxime que se lo considera como ‘el santo popular de las causas justas y urgentes’ ya que  la devoción popular está muy arraigada.

El 19 de abril del año 303, por orden del Emperador Diocleciano, Expedito fue sacrificado en Melitene, sede de una de las Provincias Romanas en Armenia junto con sus compañeros de milicia Caio, Galatas, Hermogenes, Aristonico y Rufo. La pena fue de flagelación y decapitación.

Por esa razón cada 19 de abril devotos y creyentes honran a San Expedito.

La oración a San Expedito

Soberano San Expedito,
El socorrista por excelencia de las causas justas y urgentes,
Intercede en mi nombre frente al Dios padre todopoderoso,
para que me auxilie en estos momentos de desesperación
y angustia solemne.

Soberano San Expedito,
tú que eres el guerrero santo, el fiel servidor de Dios.
Tú que eres el Santo de los afligidos,
El Santo de los casos urgentes;
dame de tu protección, auxíliame,
dame de tus virtudes y fortaléceme con
coraje, valentía, calma, serenidad y fuerza.

Atiende mi suplica
(Realiza tu petición con fe).

Soberano San Expedito,
ayúdame a superar estas complicadas circunstancias.
Cuídame de toda amenaza, de todo peligro,
de personas y espíritus que busquen dañarme,
cuida a mi familia, amigos y hermanos.

Atiende mi suplica prontamente.
Trae a mi ser y mi hogar nuevamente la paz,
que un día nos dio tranquilidad para vivir.

¡Soberano San Expedito!
Te doy gracias eternamente, siempre te alabaré
y esparciré tu nombre entre todos los que desean alguien como tú,
un santo que oiga y atienda con urgencia.

Amén.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas noticias