miércoles, enero 19, 2022

Se cumplen 10 años de un reclamo para que la telefonía celular llegue a la zona rural

Antena celularesEl 19 de mayo del año 2006 el Honorable Concejo Deliberante de 9 de Julio aprobaba un proyecto mediante el cual reclamábamos la intervención del Comisión Nacional de Comunicaciones (CNC) para solucionar el grave problema de las telefonías celulares en los pueblos de nuestro distrito, recuerda la titular del Bloque GEN, Marianela López.
En aquella oportunidad informábamos – recuerda la edil- el deficiente servicio que prestaban las compañías CTI Móvil, Movistar y Personal en las localidades de Patricios, French, Morea, La Niña, Santos Unzúe, Corbet, Carlos María Naón y sus áreas rurales de influencia.
Hoy se cumplen 10 años de aquella solicitud unánime del Concejo Deliberante y el problema persiste sin profundas variaciones.
En el año 2014, frente a la absoluta falta de intervención del organismo regulador de las comunicaciones decidimos, desde el Bloque GEN, efectuar una presentación ante la Defensoría del Pueblo de la Provincia de Buenos Aires, la cual dio origen al Expediente N° 5933/14, insiste Marianela López.
Las empresas prestatarias del servicio de telefonía móvil (Claro, Movistar y Personal) han respondido a las requisitorias de la Defensoría del Pueblo con evasivas, artilugios legales y, por sobre todas las cosas, con absoluta falta de sensibilidad social. Más de 6.000 personas residentes en localidades del interior de Nueve de Julio y/o en zonas rurales padecen el deficitario servicio que estas empresas brindan en forma permanente más un sin número de personas lo sufren cada vez que transitan o concurren a esas zonas.
No poder mantener una comunicación telefónica por celulares, enviar mensajes de texto (MSN) sólo desde algún lugar de los hogares y/o no poder utilizar el paquete de datos que Claro, Movistar o Personal cobran a sus clientes, son sólo algunas de las situaciones que observamos a diario.

Tres aspectos principales debemos tener en cuenta a la hora de analizar esta situación de larga data.

1- Derechos del consumidor: los clientes de la telefonía celular que viven en las zonas rurales o localidades del interior de Nueve de Julio pagan el mismo valor que usuarios que usan sus teléfonos móviles sin problemas (o con los problemas habituales), mientras que ellos no pueden sostener una comunicación

2) Celular como instrumento de prevención: con el crecimiento de la inseguridad en las zonas rurales o ante situaciones de emergencia vial los celulares se han convertido en un elemento de vital importancia para poder dar parte a las autoridades de situaciones sospechosas o solicitar el auxilio necesario y

3) Rol de los organismos públicos de contralor: cuando las empresas incumplen constantemente con sus obligaciones, el Estado debería oficiar como árbitro y garante de los derechos de los consumidores, sobre todo cuando entendemos que se tratan de servicios de interés social como el que nos ocupa.

Desde el GEN de 9 de Julio, seguiremos aportando trabajo y documentación al expediente iniciado por la Defensoría del Pueblo de la Provincia de Buenos Aires con el objeto de que las empresas Claro, Movistar y Personal realicen las inversiones necesarias para que los usuarios de los pueblos puedan tener un servicio acorde a sus necesidades y al costo del mismo.
Durante las próximas semanas nos trasladaremos a las localidades de Patricios, Morea, 12 de Octubre, Dennehy, French y La Niña para solicitar el acompañamiento de los vecinos frente a este reclamo. Visitaremos a los usuarios de las distintas empresas para que nos informen las dificultades que tienen a la hora de utilizar la telefonía celular y elevar dichos reclamos individuales a la Defensoría del Pueblo.
A 10 años del primer reclamo seguimos trabajando para hallar la solución tan ansiada.

Últimas noticias