sábado, agosto 13, 2022
sábado, agosto 13, 2022

La Curia cordobeza con el aval del Vaticano separó a un sacerdote que abusó de una menor

Códoba Parroquia Nuestra Señora de Fátima

El Arzobispado de Córdoba apartó por diez años de su cargo al sacerdote Luis Alberto Bergliaffa luego de que fuera “confirmado con certeza moral suficiente” que atacó sexualmente a una niña. Se desempañaba en la parroquia Nuestra Señora de Fátima en el barrio Matienzo.

La decisión final fue confirmada por el Vaticano luego que el sacerdote apelara la sanción.

La sentencia “es definitiva” y está “dentro del proceso canónico iniciado hace tres años por Arzobispado de Córdoba”.

La decisión la tomó el arzobispo de la Provincia, monseñor Carlos Ñañez, en nombre de la Santa Sede, e implica la prohibición del cura sancionado de todo ejercicio público del ministerio sacerdotal durante 10 años.

La Iglesia cordobesa reiteró que “el hecho fue denunciado ante las autoridades eclesiásticas, pero como los delitos de estas características sólo pueden ser denunciados por el agraviado o sus padres o tutores, según establece el artículo 72 del Código Penal de la Nación, la Iglesia no se constituyó en denunciante ante ese fuero judicial, sí lo hizo de acuerdo con la ley de la Iglesia contenida en el Código del Derecho Canónico”, dijo el Vicario Judicial, padre Dante Simón.

El Arzobispado de Córdoba informó que fue “confirmada con certeza moral suficiente la sentencia que ha encontrado culpable al Pbro. Luis Alberto Bergliaffa del delito de abuso sexual de una menor”. La condena es del 10 de enero pero trascendió en las últimas horas.

Pese a la suspensión, Bergliaffa no afronta ningún proceso judicial, ya que la Iglesia no se constituyó en denunciante porque se trata de un delito que sólo puede ser denunciado por el agraviado, sus padres o tutores. “Hasta ahora no tenemos noticia de que la familia de la víctima haya hecho la denuncia penal ante el Estado”, explicó el vicario judicial del Arzobispado provincial, el padre Dante Simón.

El vicario judicial de esa provincia, Dante Simón, además destacó que Bergliaffa había apelado la decisión, pero “ante la apelación, la Santa Sede se expidió y le prohibió el ejercicio público del ministerio sacerdotal”.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas noticias