domingo, octubre 17, 2021

Cuando las ausencias respaldan a los votantes

La sesión del Concejo Deliberante del pasado jueves 28 de noviembre, da lugar a pensar que puso en el tapete una clara lectura política de la reciente elección legislativa. Fue al tratarse las iniciativas del Ejecutivo Municipal de aumentos en los Tributos. Los políticos tenían que decir SI o NO a los mismos, con las consecuencias que ello implica, para luego, en la Asamblea de Mayores Contribuyentes, definirse por esa aceptación o su rechazo. En primera instancia, ganó el SI.  Gustavo Tinetti Despertate

Una interpretación es, que la administración radical volvió a perder como el pasado 27 de octubre, ya que forzó la asistencia, el Quórum y la votación.

Otra manera de ver los hechos, hace pensar que las fuerzas que sacaron mayor cantidad de sufragios  en las urnas, respaldaron, ahora con su conducta de no asistencia, a los vecinos que los votaron.

Los presentes en la sesión del pasado jueves no lo interpretaron así. Tal vez no lo vieron o les cuesta aceptar la realidad social, al margen que no escatimaron críticas a los ausentes, con el argumento que debían dar debate en el recinto.

Veamos otras lecturas posibles de lo ocurrido.

La sociedad cree ver detrás del PRO, a los independientes, profesionales, sectores rurales, algunos industriales y comerciantes. Su ausencia en el recinto es porque entienden que un aumento de tributos dificulta el trabajo y compromiso que realizan esos sectores cotidianamente, ya que habrá merma de actividades, y ello implica menos fuentes de trabajo y la liquidez o circulante, se reducirá. Pierden en definitiva el comercio y sus vecinos. Es decir, toda la población.  Suman a ello, que la Administración Battistella no es clara a la hora de rendir cuentas. Las no votaciones por el legislativo y la sanciones económicas del Tribunal de Cuentas de la Provincia de Buenos Aires, son dos botones de un claro ejemplo del dicho popular “para muestra solo un botón”. Ellos tienen dos.

El Frente para la Victoria respaldó con su conducta a las clases de trabajo y a los sectores de la industria y PyMES, que los acompañan al ver el esfuerzo de insertar en el mercado más fuentes laborales y recursos de los programas oficiales, amén de otras iniciativas.

Unión Celeste y Blanco, siempre acompañó a lo popular. Su claro referente, llega a los mismos con decisiones que no los perjudiquen. Esa parece ser la conducta que trasluce.

Desde afuera, es decir, hechos políticos no generados en el distrito, el Gobernador Scioli alentó el NO aumento de las Tasas. Ante las dificultades, es el Estado quien debe absorber los mayores costos y no trasladarlos a los vecinos y sectores de la producción para no generar estancamientos. Es más, el Gobernador en la reunión que tuvo con el campo la semana pasada, les dijo que no corresponde el aumento de las Tasas Municipales ya que  ha aumentado la coparticipación a los municipios más del 50 por ciento.

Esa misma interpretación parece que han hecho, el Frente para la Victoria, el PRO y Unión Celeste y Blanco. De ahí sus posturas.

Aceptan que en los desafíos ante las adversidades, el Estado, en el estamento en que se encuentre – Nación, Provincia o Municipio-  es quien debe ponerse al frente y evitarle más inconvenientes a los contribuyentes.

La última sesión legislativa, encierra para los radicales, una medición de fuerzas. Si triunfan los aumentos, le da derecho a pelear con otros argumentos por las autoridades del futuro Concejo Deliberante, cuya decisión popular, acaba de ser respetada en educación y “con educación cívica”, en el Consejo Escolar.

Ahora, falta la segunda instancia. Es ver si los ciudadanos organizados a través de la Asamblea de los Mayores Contribuyentes, respaldan ese SI; o por el contrario, entiende que es el Estado quien debe absorber los NO aumentos.

Seguramente,  los vecinos pueden sumar otras interpretaciones, y así  alcanzar un panorama más claro, al igual que los políticos, para entender el SI y o el No, que surja de esa puja de intereses. La discusión es más profunda. Afloran los principios.

La Sociedad Rural se ha expresado por NO. Su señalamiento  no es caprichoso. En los últimos tiempos vienen acompañando con creces al Partido Gobernante. Lo critica, para que corrija, y acompaña. Ahora se plantó. Tienen, además de su propia fuerza,  el aval de la Administración bonaerense, que en el reciente presupuesto 2014, aprobado, no hay aumento a los impuesto inmobiliarios, rural y urbano. El Estado no puede ponerle “palos en la rueda” cuando se le pide un esfuerzo a todos los actores sociales.

Otros sectores de la sociedad nuevejuliense, guardan silencio. Seguramente en su intimidad piensan igual. Tal vez, compromisos de otra naturaleza les impide señalar sus posturas.

Reflexión: Cuando la sociedad aprenda a regularse por principios y no por afinidades o amiguismos circunstanciales, todo será más fácil y a la hora de los sí o no, nadie se enrojecería (por no decir se pondría rojo), ya que su conducta sería la expresión de aquellos. Los principios perduran en el tiempo, los otros comportamientos son efímeros.

Una elevada inteligencia y dirigencia ciudadana dirá si los aumentos de los tributos municipales son necesario, o por el contrario, NO.

Hay que aguardar la próxima sesión, si hay Quórum.

 

 

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas noticias