Preocupa en Pirovano la matanza de animales domésticos

Compartir

Denuncian haberse puesto veneno en techos, calles y jardines

Al menos 150 animales, entre perros, gatos, gansos, gallinas y caranchos, murieron el fin de semana pasado en Pirovano, un pueblo de no más de 1500 habitante, ubicado a casi 400 kilómetros de la Capital Federal.

Los vecinos no entienden quién fue el responsable de este exterminio. Lo único que se sabe es que un poderoso veneno con contenidos “fosforados” y alto poder residual, distribuido en cebos de carne de cerdo, de pollo y de vaca, los mató, según publica el diario Clarín.

Ese veneno, incluso, puso en peligro la salud de todos los habitantes del pueblo, en especial de los niños que juegan en los espacios públicos. Por esta razón, entre el lunes y el martes de esta semana la comuna rastrilló las plazas, desmalezó los baldíos y las clases debieron ser suspendidas para limpiar los colegios de cualquier signo de cebo.

El primer caso de los 150 animales que murieron se produjo a las 11 de la noche del jueves pasado y los casos se sucedieron durante todo el fin de semana. Todos murieron con síntomas parecidos: hemorragia interna y destrucción del sistema nervioso. Además, todos fueron llevados por sus dueños a las tres veterinarias que tiene el pueblo, añade el matutino.

La Policía Científica en La Plata está esperando el resultado de los análisis de las vísceras para determinar de qué veneno exactamente se trataba. El cebo envenenado no sólo estaba distribuido en las veredas y esquinas del pueblo sino en el interior de los patios de algunas casas.

“Unos días atrás, una perra en celo estaba siendo seguida por unos 15 perros, abandonados algunos y con dueño la mayoría, por las ocho cuadras por ocho de Pirovano. Algunos vecinos se quejaron a la municipalidad. Pero nadie imaginó que alguien podría organizar este atentado contra Pirovano y el partido”, sostuvo el médico e intendente de Bolívar, Eduardo “Bali” Bucca.