La Comuna platense es garante de los alquileres de sus empleados

Compartir

El Concejo Deliberante de la capital bonaerense aprobó una ordenanza que así lo establece

big_0a72e198081a0958aad07f9c45305dc3

El Concejo Deliberante aprobó ayer el proyecto que faculta al Municipio a otorgar la garantía de alquiler a aquellos inquilinos que lo necesiten frente a inmobiliarias y particulares. Se trata de la modificación de la carta orgánica del Ente del ex Banco Municipal para habilitarlo a avalar a quienes busquen alquilar su vivienda única y cuenten con un recibo de sueldo de empleado municipal, provincial o nacional, sean jubilados del IPS, o bien una garantía de propiedad en cualquier parte de la Provincia.

De esta forma, a través del Ente, la Comuna servirá de respaldo frente a las inmobiliarias y dueños particulares a los inquilinos que tengan dificultades para reunir esos requisitos para la rúbrica de un contrato, y que, bajo esta modalidad, pondrán como respaldo el cobro de sus haberes.

En rigor, como viene explicando EL DIA, se trata de un tipo de seguro de caución comisionable para las inmobiliarias y que contempla el pago de expensas, lo que lo vuelve atractivo y aceptable para estas administradoras de propiedades.

La medida fue anunciada por el intendente Pablo Bruera durante la apertura de las sesiones ordinarias el 8 de abril y pocos días después el jefe comunal envió el mensaje a ese cuerpo deliberativo.

Ayer, la iniciativa fue tratada sobre tablas y sancionada por unanimidad por los concejales del oficialismo y la oposición. Y se estima que en 15 ó 20 días se habilite una ventanilla en la sede del Ente del ex Banco Municipal, en 7 y 49, para que los interesados comiencen a asesorarse.

LA ORDENANZA

La ordenanza modifica la carta orgánica del Ente municipal. Y, complementándose con la reglamentación que realizará el Departamento Ejecutivo, establecerá una serie de requisitos para los futuros beneficiarios, así como la forma de ejecución del sistema.

Según se explicó, frente a eventuales incumplimientos de la obligación por parte de los inquilinos, el Municipio podrá ejecutar sin necesidad de juicio previo el 20% del salario garante, en las cuotas necesarias hasta completar la deuda.

Cada beneficiario deberá pagar una cuota mensual con la que quedará cubierto además un seguro de incendio y de vida.

Además de que sea una vivienda única, se estableció como requisito que el tope máximo de la propiedad a alquilar sea de $5.000 mensuales, con expensas incluidas.

Luego de haber sido votada en forma unánime, el presidente del Concejo, Pedro Borgini, aseguró que la iniciativa “constituye una garantía eficaz y segura para formalizar cualquier contrato”.

Y durante el debate, la titular de la comisión de Hacienda que despachó la iniciativa, la concejal oficialista Lorena Riesgo, indicó que con la medida se busca “respaldar a un sector vulnerable en la búsqueda de su vivienda única, así como a quienes están buscando alojamiento en la Ciudad en su paso por la Universidad”, pero, además, se pretende “atacar la existencia de un mercado paralelo de venta de garantías que se ha instaurado en nuestra región”.

Si bien la ordenanza obtuvo respaldo de todos los bloques, el concejal massista José Arteaga propuso una modificación para que el aval por parte del Ente municipal se adjudique “en condiciones similares a la del adelanto de haberes” que ya proporciona, “previa consulta con organismos técnicos como el Tribunal de Cuentas o la Asesoría General de Gobierno”. Además, pidió que “sea otro inciso el apartado para que se puedan realizar actividades establecidas en la Ley 26.831 del Mercado de Capitales”.

APLICACION INMINENTE

El responsable de la Oficina Municipal de Inquilinos y Consorcistas, Pablo Márquez, explicó que “con el Colegio de Martilleros estamos trabajando contrarreloj para la rápida aplicación del beneficio”, y que “ni bien esté la instrumentación de la ordenanza, se habilitará una ventanilla de consulta en la sede del Ente municipal, en 7 y 49.

“Además, vamos a atender en la Oficina de Inquilinos todas las dudas de propietarios y consorcistas que se acerquen”, indicó.

32 mil hogaresSe estima que en la Ciudad hay casi 32 mil hogares alquilados. Según los datos del censo de 2010, en diez años el porcentaje de propietarios bajó del 79% al 75%, a pesar de que se construyeron unas 870 mil nuevas viviendas. Y en ese mismo período, el número de hogares alquilados pasó de 9,5% a 14,5%.

Fuente: El Dia