Se amplían los créditos para pymes al 9%

Sobre esta nueva etapa del programa, la ministra Débora Giorgi expresó que “ofrecemos las mejores condiciones del mercado en tasa y plazo, por eso los empresarios pymes siguen eligiendo esta herramienta financiera para desarrollar sus inversiones productivas”, y resaltó: “Aumentar la competitividad de las empresas es un desafío constante, especialmente en un contexto de crecimiento económico y sostenida demanda como el que atraviesa nuestro país”.

 Una muestra de ello, fue la fuerte demanda registrada en el primer semestre del corriente año en donde se presentaron proyectos de inversión de empresas de todo el país por $ 222 millones, siendo el cupo disponible para dicha convocatoria de $ 100 millones.
 El Fonapyme está destinado a empresas industriales, prestadoras de servicios industriales, agroindustriales y del sector de la minería y la construcción, y financia por hasta $1,5 millones (con un máximo del 70% del proyecto) el desarrollo de inversiones productivas vinculadas a la adquisición de bienes de capital, instalaciones o construcción de la planta productiva, y que involucren generación de nuevos puestos de trabajo.
 Para la rápida concreción de las inversiones, el Ministerio de Industria garantiza que el plazo entre la presentación del proyecto productivo -por parte de la pyme- y la monetización no supere los 90 días corridos, período de gestión inferior a la media del sector bancario privado.

En el primer semestre del 2012, a través de esta herramienta, 106 pequeñas y medianas empresas resultaron beneficiarias por todo el cupo disponible destinado en esta primera etapa, donde el sector industrial captó el 84% de los créditos.

 El año pasado el programa financió proyectos de inversión por $ 160 millones, un monto 142% superior al entregado en el bienio 2009-10, cuando se aprobaron préstamos por un total de $ 66 millones.
 Además, la cartera productiva nacional ofrece otras herramientas financieras como el Régimen de Bonificación de Tasas, a través del cual las pymes pueden acceder a una tasa preferencial para financiar capital de trabajo en el sistema bancario por medio del subsidio de hasta 6 puntos por sobre el interés que cobran los bancos.
 A través del programa de Financiamiento Productivo del Bicentenario, que otorga créditos al 9,9% anual, las  empresas pueden acceder a otra fuente de financiamiento blando para inversiones de mayor escala.
Asimismo, Nexo Pyme acompaña las necesidades de financiamiento de las empresas, contactándolas con las líneas crediticias que realizan las entidades financieras en el marco de las medidas tomadas por el Banco Central que les indica colocar el 5% de sus depósitos en una cartera de créditos destinados a financiar este tipo de inversiones.